Almacenaje de medicamentos

Para disminuir el riesgo de posibles exposiciones accidentales o usos inadecuados basta con seguir unas sencillas recomendaciones:

  1. Almacena cada medicamento acorde con sus características propias. Para ello, lee con atención el apartado 5 del prospecto, donde se especifica cuáles son.
  2. Si un medicamento tiene que guardarse en frío, reserva un espacio dentro del frigorífico para ello, y señalízalo bien para evitar intoxicaciones.
  3. Ten cuidado con los cambios de temperatura en la cocina y baño, que son los lugares más usados por la población para guardar sus medicamentos.
  4. Mantén los fármacos lejos de fuentes de calor o humedad.
  5. Toma medidas para que los niños no tengan acceso a los medicamentos ni puedan alcanzarlos ni abrir la caja o lugar donde están.

*Esta información en ningún momento sustituye la consulta o diagnóstico de un profesional médico o farmacéutico.

Fecha de publicación 25 julio, 2016