Adelgazar de forma saludable

Áreas de Salud > Cuidado diario > Nutrición > Adelgazar de forma saludable

Diez consejos para adelgazar de una manera saludable

Adelgazar de manera saludable y evitar el efecto rebote es posible si se siguen recomendaciones como las siguientes:

  1. Plantéate metas realistas.
    En función de tu edad, estructura corporal y otros factores como tu índice de masa corporal ideal, debes establecer como objetivo un peso saludable para ti: aquel que te permita disfrutar de una buena  salud y, por tanto, de una mejor calidad de vida.
  2. Desconfía de las dietas milagro. 
    No te fíes de los métodos que prometen resultados espectaculares a corto plazo y sin apenas esfuerzo; pueden perjudicar tanto tu salud como tu bolsillo. Además, este tipo de dietas suelen potenciar el efecto rebote, una vez se abandonan.
  3. Ponte en manos de un nutricionista o endocrino. 
    Nadie mejor que un especialista sabrá asesorarte sobre el tipo de dieta más indicado para ti y, además, motivarte para que no abandones antes de llegar a meta. Acudir a un profesional sanitario especialista en nutrición es especialmente importante si quieres adelgazar pero padeces alguna enfermedad.
  4. No tengas prisa. 
    Perder peso es una carrera de fondo. Hacerlo de manera saludable implica perder de medio a  un kilo a la semana, con el fin de que el organismo asimile la reducción de gasto energético. También es importante comprender que la pérdida de peso debe basarse en la interiorización de hábitos de vida saludables, no en una reducción temporal de las calorías.
  5. No renuncies a ningún alimento.
    Una dieta saludable debe incorporar alimentos de todos los grupos e incluir todos los nutrientes necesarios para un óptimo funcionamiento del organismo. Por este motivo, debe ser rica en frutas y verduras, ligeramente proteica, también incluso grasas, aunque más ligeras, y carbohidratos de bajo índice glucémico.
  6. No te saltes ninguna comida. 
    Debes hacer al menos cinco comidas diarias, de manera que la sensación de saciedad prevenga el temido picoteo. Recuerda, además, que las dietas excesivamente hipocalóricas son contraproducentes, porque el organismo se adapta a la reducción energética y se vuelve más difícil  bajar peso.
  7. Excluye el alcohol de tu vida. 
    Aporta nada menos que siete calorías por gramo, más que los hidratos de carbono o las proteínas. El whisky o el ron son los licores que más aportan, unas 350 kilocalorías, mientras que el vino o la cerveza no contienen tantas. En su lugar, bebe mucha agua al día.
  8. Pásate a la vida activa. 
    Aumentar el gasto energético es fundamental para perder peso. Para conseguirlo, huye del sedentarismo y anímate a caminar un rato todos los días o  utilizar las escaleras en lugar del ascensor. También puedes realizar ejercicio aeróbico y actividades de flexibilidad o fuerza como el pilates o el yoga varias veces a la semana.
  9. No te saltes las horas de sueño.
    Se ha observado que dormir es fundamental para mantener el peso a raya y no engordar. Y se sabe que dormir pocas horas estimula la liberación de hormonas como la ghrelina, que estimula el hambre. Los adultos necesitan entre 7 y 8 horas de sueño nocturno.
  10. Consulta a tu farmacéutico. 
    Las farmacias ofrecen opciones saludables para perder peso como planes de adelgazamiento o la posibilidad de realizar test nutrigenéticos que te ayudarán a adaptar tus necesidades nutricionales a tu perfil genético y, de esta manera, orientar de una manera más efectiva tu dieta.

*Esta información en ningún momento sustituye la consulta o diagnóstico de un profesional médico o farmacéutico.

descargar-pdf

Cinfaconsejos adelgazar saludable

Fecha de publicación 31 agosto, 2015